Anuncios

IT Certification Category (Spanish)468x60

miércoles, 8 de junio de 2011

Paseo en bicicleta de los Jalasoft guys o los jalapeños


Para muchos es lo más normal pasear 50 Km en bicicleta. Pero qué tal si unos nerds que se pasan todo el tiempo creando software tratan de manejar bicicleta ?. He aquí nuestra triste historia….
Todo comenzó un día normal de trabajo. Todos los ingenieros de Jalasoft estábamos felices trabajando, navegando y comiendo.

De repente recibimos un email. Era el día del desafío. Se nos invitó a jugar futbolín, ping pong y por último era un paseo en bicicleta por la ciclovía de Cochabamba.

Si bien me encantan las 3 disciplinas, no manejaba  por la ciclovía desde hace 5 años. Lo malo de la ciclovía es la cantidad de gente maleante por el camino que roba las bicicletas.
Yo debo haber paseado por la ciclovía más de 50 veces, sin embargo, a mi padre en una ocasión, lo empujaron mientras manejaba y se cayó al canal. El ladrón se llevó la bicicleta. Mi padre se fracturó una clavícula y tardó meses en recuperarse. Gracias a Dios ahora está bien. Lamentablemente con semejante experiencia, la ciclovía no fue más usada por la familia.

Era para mí una buena oportunidad de recordar esos tiempos. La ciclovía pasa muy cerca del Cristo de la Concordia ya que se tiene que subir y pasar por el cerro San Pedro, también ofrece una maravillosa vista de la ciudad, un paseo por la laguna Alalay y ofrece un buen contacto con la naturaleza ya que hay varios árboles por el camino.

Otro problema es que al pasar por el cerro, existen sectores en los cuales uno se podría caer al barranco y además existen varios perros callejeros y de lugareños del recorrido.


En una ocasión un perro me persiguió insistentemente por más de 500m. Al final, por tratar de patearlo para que me dejé, perdí el equilibrio y caí de la bici. El perro me dejó de molestar. Aparentemente, sólo estaba jugando. Lo mejor con los perros es detenerse, así no te persiguen ni molestan.

Al final, solo 8 seres humanos de los 600 invitados nos animamos a salir de Caravana:


Los ciclistas

Piovanny*: Programador de mucha fuerza de voluntad, poca resistencia.
Melmer*: El cuatecito de azul con negro. Vino con bicicleta en mal estado. Casi no llega.
Chunli*: Programadora, campeona de futsal. Toda una heroína de la coronilla.
Navor* : El de blanco con rayas rojas. Experto en Alpinismo, bicicleta, timbalero y que antes trabajaba en un programa de cocina llamado el gringo limón.
Diter* : El más alto de todos. No manejaba bici desde los 90s
Maniel*: El cuatecito de negro. Blogueador hecho al paladín. Hecho al que hace deporte.
Mandreas*: La hermosa chica de rojo. Campeona de atletismo en varias disciplinas a nivel nacional. Juega futbol, basket, volley, etc.
Alexander*: Ciclista aficionado, le gusta la robótica. Tiene robots en su casa que le masajean la espalda.
El paseo comenzó bien, eran 50 Km de recorrido. 25 Km dando vuelta a la laguna y 25 Km vuelta.
 
El recorrido
Se partiría del edificio Jalasoft hasta la ciclovía. En mi caso, partí con mi llanta desinflada, la hice inflar en el camino, pero no parchar, porque no había material ni tiempo. Sin embargo no se desinfló más en todo el trayecto. 

Partiendo de Jala

Un problema eran los charquitos medio agrios en los túneles de la ciclovía. Aparentemente varios borrachitos pasan por ahí.
Lamentablemente las bicis estaban en muy mal estado. Constantemente la gente se detenía a reparar la bici con piedras o alguna herramienta. Hay gente que se le caía el pedal, que le pesaba mucho la bici.
Después de varios contratiempos, llegamos a un sector en el cual había un tractor que limpiaba los canales de agua. Tuvimos que pasar cargando nuestras bicis por el borde del cerro, con el peligro de caernos a los barrancos.

En el cerro San Pedro
Barrancos
Ya habíamos llegado hasta la laguna Alalay cuando notamos que faltaba Diter. Luego de esperar un tiempo, lo vimos llegar. Estaba lleno de espinos. Había perdido el control de la bicicleta en el cerro y no había podido evitar llenarse completamente de espinos.
Al borde de la laguna Alalay
  •          Bueno, dijo nuestro líder y maestro Navor…..tenemos que volvernos todos. No te podemos dejar acá.
  •           No, dijo Diter…sigan…yo soy fuerte…sobreviviré y estaré bien. No se preocupen por mí.
  •           De veras ?
  •           Si, todavía tengo sangre suficiente. Cumplan su objetivo sin importar el costo.
  •      Melmer (con lagrimas en los ojos) dijo...Diter no nos iremos sin tí.
  •      Y Diter dijo.. ya con los ojos vidriosos...cuando exista un problema jamás lo olviden, vénzanlo, no     se olviden nunca de mi....sigan siempre al horizonte. Después de la noche más oscura siempre hay nuevamente un amanecer....
Y así siguió el grupo durante toda la laguna. Diter tomó un taxi.
Sólo quedábamos 7. En el camino sucedieron varias cosas. Chunli estaba cansada y Navor le cedió su bici porque era más liviana y más veloz. Melmer se detenía todo el tiempo para golpear con piedra la bici para que no se salga el pedal. Melmer tenía la bici de Piovanny.
La bici de Piovanny estaba para el gato. Al final de dar la vuelta, Piovanny decidió volver. Nos dijo que extrañaba su casa y a su compu.
Alexander dijo que podía continuar, pero se había hecho muy tarde y regresaría en taxi.
Chunli estaba cansada, pero dijo que podía continuar. Para ello Alexander le prestó la bici.

Vover fue complicado, había una parte en subida y yo ya estaba cansado. Tuve problemas con el disco de mi bici. Rozaba con mi freno. Mi linda novia me cambió de bici en el último tramo de vuelta. Navor me dio su refresco Powerade.
Era difícil seguir, sin embargo, habíamos llegado tan lejos que pedalee y avancé. Al final, sólo quedábamos Navor, Chunli, mi linda e inteligente novia, Melmer y yo. Una vez más, lo habíamos logrado.

 

 En la meta, auspiciados por Powerade y Jalasoft
* Los nombres fueron modificados para proteger su identidad. Cualquier parecido con nombres reales es solo una coincidencia.

People who read this post also read :