Foto cortesía de chrisroll
Foto cortesía de chrisroll
Bien sabido es que la Navidad es una época en que los hombres deciden que deben estar felices y unidos, y en que hay que levantar el ánimo.

¿No les parece que no hay que esperar a diciembre para sentir que estamos rodeados de amor y que la vida es un regalo? Por ahí caminan unos cuantos antihéroes navideños que no se visten de rojo ni corren a comprar regalos en los centros comerciales pocos días antes del 24 de diciembre, pero que están todo el año combatiendo el peligro de las especies en extinción, que están rescatando gente atrapada entre escombros, que descubren curas para enfermedades metidos en pequeños laboratorios y tratan a diario de dejar este mundo en mejores condiciones que como lo encontraron. Ésos son dignos de celebración y de reverencia…ésos son los verdaderos impulsores de este planeta.

Este año, en Profexor.com, queremos enviar un mensaje de respeto hacia esa gente, y hacia la gente que trabaja duro para sostener a una familia, hacia los enfermos y los faltos de hogar, hacia los oprimidos y hacia todo aquel que no tiene razones para celebrar la Navidad.

Después de todo, tenemos el año entero para sentirnos rodeados de amor, fuimos nosotros los que nos propusimos que eso era sólo para hacerlo en diciembre.